Novedades

Errores frecuentes al tomar el vino

Publicado el : 26/01/2016 12:44:45
Categorías : Noticias

Errores frecuentes al tomar el vino

Todos los aficionados al vino cometen errores. Por eso, para que disfrutes más de él, te ofrecemos una serie de consejos para que le saques más partido cuando vayas a consumirlo.

Vino más caro, vino mejor

¿Elegir siempre el vino más caro? El vino también conlleva un aprendizaje, por lo que, si compramos uno de precio exorbitado y no somos expertos en el tema, a lo mejor no lo disfrutamos como se merece. Además, en España se comercializan vinos con una estupenda relación calidad-precio. De hecho, el mejor del mundo según esta calificación es español: es el Pruno.

Copa medio llena

La copa no se debe llenar hasta arriba: hay que llenarla menos de la mitad, para que el vino no se caliente y, además, poder moverlo en la copa y apreciar su aroma.

Vino frío o caliente

Servir el vino demasiado frío no deja apreciar correctamente su sabor. Hay que servir el blanco a una temperatura de entre 6 y 13 grados (bastante más alta que la del interior de nuestras neveras) y el tinto debe estar a entre 17 y 19 grados. Por eso es conveniente refrigerar ligeramente el tinto en los meses cálidos, ¡pero nunca con cubitos de hielo! Aguados, los vinos pierden buena parte de sus propiedades.

Vino con la comida

Beber vino solamente con las comidas: ¿por qué no usarlo (siempre con moderación) para esos momentos en los que optarías por una cerveza o un refresco? Hay caldos perfectos para todas las ocasiones y, por eso, también son convenientes unas nociones de maridaje.

Rioja o Ribera

Limitarse a unas pocas denominaciones de origen, generalmente los Riojas y los Riberas del Duero, es dejar de probar vinos estupendos, no solamente españoles, también internacionales.

A vueltas con el corcho

Algo no demasiado común pero que sucede en ocasiones es que se rompa el corcho al abrir la botella. No hay que caer en la tentación de empujarlo hacia dentro. Si esto ocurre hay que intentar sacarlo y no dejarlo flotando en el vino, ya que éste se llenará de partículas que pueden modificar su sabor, y todavía es peor si el corcho está en mal estado.

Uso del decantador

El decantador no es imprescindible. Hay que tener en cuenta que, cuando se abre una botella, el oxígeno modifica el vino y, por eso, al llevarlo al decantador y luego servirlo, es probable que su aroma o sabor se vean modificados.

Conservación del vino

Hay que guardar siempre el vino en la nevera una vez abierto, aunque hay que acordarse de sacarlo antes de consumirlo. Tampoco es conveniente dejarlo durante meses en la nevera, si no nos lo bebemos todo al abrirlo, es preferible usarlo para cocinar.

Vino con tapón de rosca

¿Los tapones de rosca son sinónimo de vino mediocre? Para nada, hay caldos estupendos que vienen con este tapón, algo que no es muy común en España pero sí en otros países productores de vino, como Francia, Alemania…

Si sigues esta sencilla guía al pie de la letra, encontrarás que tu experiencia ligada al vino mejora sensiblemente. Y, si quieres descubrir nuevos vinos, no dejes de pasarte por nuestra tienda online, en la que encontrarás las más diversas denominaciones de origen y bodegas al mejor precio.

Compartir